Cómo Hacer una Chimenea Rústica de Ladrillos

Cómo Hacer una Chimenea Rústica de Ladrillos

Se acerca la larga noche de invierno…, y es probable que sueñes con una hermosa chimenea rústica de ladrillos rodeado de tu familia en un ambiente cálido y agradable, bueno te asombrarás al saber que tenerla en casa, es una realidad que puede ser más económica y fácil de lo que parece.

En el siguiente post, se explicará paso a paso cómo diseñar e instalar una chimenea de ladrillos en tu casa, ¿Qué material de construcción debes usar? ¿El tipo de ladrillo que más te conviene? ¿Las dimensiones qué debe tener? ¿Cuáles son las partes de la chimenea y sus funciones?, entre otras interrogantes que irás develando poco a poco.

El ladrillo es utilizado en la construcción y la albañilería desde tiempos inmemoriales soportando la temperatura y el paso del tiempo.

Hoy en día han evolucionado, aunque mantienen la esencia de ser un ladrillo de arcilla cocida, utilizado ampliamente tanto en interiores como exteriores de la casa. Además de sus propiedades de resistencia y durabilidad, el componente estético le da un valor agregado a la vivienda.

Las chimeneas también son de larga data y actúan como un cajón por donde sale la humo producido por el efecto de la combustión, es como una especie de canal en forma vertical cilíndrica o cuadrada por donde se eleva un fluido, generalmente un carburante.

 

¿Te Gustaría Tener una Chimenea en tu Casa y no Sabes Cómo Hacerla?

Como hacer una chimenea de ladrillosEn primer lugar, debes diseñar el modelo o estructura de la chimenea que quieres, bien sea para calefacción o como una estufa de cocina, definir lugar donde la colocarás y con qué finalidad la vas a construir, lo que te permitirá delimitar las dimensiones de ancho, alto y largo.

Ahora bien, sin ser un experto arquitecto, ingeniero o albañil, puedes confeccionar tu propia chimenea, no sin antes adquirir un equipamiento básico y materiales de construcción que te permitirán acometer tu obra de arte, entre los que destacan: cemento, ladrillos cerámicos reflactarios, tubo de chimenea, plomada, ladrillos huecos, yeso, arena, cal, agua, maceta, lápiz de albañil, entre otros materiales.

En realidad, el lugar que ocupará la chimenea en el hogar dependerá de la necesidad de cada familia, pues en regiones muy frías, suele ocurrir que las personas prefieran utilizarla para la calefacción del dormitorio, mientras que otros sitios, optan por utilizar la chimenea al aire libre con otros fines.

Las chimeneas generalmente sirven como calderas de calefacción y están ubicadas en la sala principal de la casa, pero también pueden estar ubicadas en exteriores y ser utilizadas como parrilleras en patios o jardines, conocidas como chimeneas francesas, y constituyen una alternativa para tener reuniones familiares, preparar una barbacoa, entre otros. Sin embargo, por estar aire libre, pierden un porcentaje importante de calor.

En el aspecto decorativo, existe una tendencia a pintar los ladrillos cerámicos refractarios combinándolos con el color de las paredes, que sirven de fondo a la chimenea. Adicionalmente se pueden añadir piezas ornamentales, como floreros, libros, plantas así como aparatos electrónicos, pero hay que recubrirlos para evitar el roce con los cables u otras interconexiones.

Construir una Chimenea de Ladrillo Paso a Paso

Enhorabuena, ya tienes los materiales, entonces te corresponde conocer con detalle sus partes y proporciones, es bueno saber que para instalar una chimenea de obra de ladrillos, hay que distinguir sus áreas: La zona del hogar o combustión, los laterales, el dintel o mesa del hogar, el fondo de la pared, la garganta y el pulmón zona de humo o tiro.

En primer lugar, elegimos la zona donde ubicamos la chimenea y vamos a colocar la base o plataforma, la cual debemos realizar con ladrillos refractarios en forma de canto, es decir, con la cara intermedia del ladrillo. A continuación continuamos con la edificación del fondo de la pared y los laterales con la finalidad de ir alcanzado altura.

En el fondo de la pared, debe estar hecho con ladrillo macizo para evitar fugas de aire, es importante garantizar la calidad del ladrillo, de manera que esté fabricado para soportar altas temperaturas y que sea un ladrillo que tenga efecto refractario que permitan aislar el calor.

En cuanto a los laterales, se debe comenzar por los pilares, elevando un muro de ladrillos, pegándolos con un mortero, mezcla de cemento, arena y agua, a la altura necesaria, los cuales no debe exceder de 100 cm de altura.

Seguidamente, se realiza una rampa interior, donde se pueden colocar sobre ellos una lámina de acero, que soporte unos tablones en forma de u y se lijan, que formarán el dintel, que es la parte superior de la boca del hogar.

Luego, se debe encofrar el fondo de la pared para construir el pulmón, con una inclinación de 30 a 35 grados hacia adelante, por encima de 15 cm del nivel del dintel.

El siguiente punto se coloca la campana y el ducto,  la cual será reforzada con esparto y yeso, cuyas partes interiores deberán ser lisas con un ángulo de 60 grados aproximadamente, que producirá el efecto continuo de la combustión en conexión con las salidas de humo al exterior.

Hay tener en cuenta, que el primer tiro o garganta que tenga aproximadamente entre 12 a 15 cm, para evitar que el humo se devuelva.

Avanzando en la edificación, se debe ubicar en la parte superior del pulmón, con el efecto de cerramiento de inclinación de la campana o segundo tiro. Es importante destacar que el conducto de humos no debe ser menor al 10 por ciento de la superficie de la boca del hogar. La cúspide debe ser más alta que los techos de la casa.

Una vez terminada de ensamblar la chimenea, debe esperar por lo menos dos días, es decir, 48 horas para empezar a disfrutar de la chimenea en casa.

Cómo Construir una Chimenea de Esquina

Con respecto a la construcción de una chimenea de esquina, se aplican los principios anteriores de las chimeneas de ladrillo, con la diferencia que vienen a ocupar un espacio que se mantenía vació en la casa y ahora puedes aprovecharlos para crear un nuevo ambiente en el hogar.

Además colocarla la chimenea rústica en una esquina permite obtener mejores resultados calóricos con respecto a las estufas tradicionales y los calentadores eléctricos existentes en el mercado.

Otras de las ventajas comparativas, es que puede ubicarse en cualquier lugar de la casa, no solamente en la sala de estar, sino incluso en los dormitorios.

Por ubicarse entre dos paredes, se va ahorrar espacio y adicionalmente podrás calentar dos lugares simultáneamente en forma continúa por estar en una esquina. La chimenea al ubicarse en una esquina de la sala permite controlar mejor los niveles de seguridad por su espacio estratégico.

Antes de finalizar, debes tener claro que puedes solicitar el asesoramiento de profesionales en el área, pero si te sientes capaz y animado de hacerlo, puedes seguir cada uno de los pasos que te hemos dado para la construcción de la chimenea rústica de ladrillos.

Compartir

No hay comentarios

Deja un comentario: